¿Cómo elegir el regalo ideal?

Si has decidido darle un obsequio a alguien, muy probablemente esperes encontrar el más ideal. Esta labor suele resultar muy compleja. Por suerte para ti, tenemos unas recomendaciones que te ayudarán a elegir.

Averigua los gustos de la persona

Antes de dar cualquier paso tienes que empezar por lo básico: conocer los gustos del destinatario. Es increíblemente importante que tengas ese conocimiento, ya que te servirá como criterio de elección.

Es común que muchas personas interesadas en obsequiar se salten este paso para ahorrarse tiempo. El problema está en que no es seguro que acierten. Por el contrario, la probabilidad de dar con el regalo adecuado al gusto del otro es bajísima.

En ese sentido, la opción segura es indagar sobre qué le interesa. Fíjate en su profesión y en sus actividades, pues suelen decir mucho de una persona. Eso sí, procura hacer todo de manera discreta, o podrían quedar expuestas tus intenciones.

Busca ayuda en un cercano

Si por algún motivo no has podido hacer una investigación de los gustos por tu cuenta, tienes otra opción. Esta es pedirle ayuda u orientación a alguien cercano a esa persona. Puede ser un pariente, que es lo más normal, pero también puedes optar por un amigo.

Las relaciones de amistad son tan profundas como las familiares. A veces incluso mantienen una intimidad mayor. Así pues, no temas elegir algún amigo si te parece una alternativa más segura. Lo crucial no es que sean familia o no, sino que conozcan bien a tu destinatario.

Por otro lado, hay una precaución que no puedes pasar por alto. Se trata de la confidencialidad de tu informante. Si pretendes que el obsequio sea una sorpresa, es necesario que la otra persona guarde silencio. Verifica que puedas confiar en ella antes de solicitar su ayuda.

Haz un contraste con la información recopilada

Puede darse el caso de que tu destinatario tenga pocos intereses. O también puede ocurrir lo contrario. Sea como sea, lo mejor es que juntes toda la información y hagas un contraste con esta.

Pregúntate en qué aspecto has encontrado más inclinación por parte de la persona y enfócate en él. Su área preferida será siempre en la que mejores regalos podrás escoger para dárselos. Eso te simplificará la cantidad de tiempo y esfuerzo que deberás invertir.

Elabora un listado con los regalos

Una vez hayas decidido en qué área hay mayor probabilidad de éxito, es hora de pensar el regalo. Aquí te recomendamos tomar papel y lápiz e ir elaborando un listado con todos los obsequios que se te ocurran. Deja que tu mente vuele, y no te detengas hasta que se te acaben las ideas.

Tan pronto tengas tu listado es hora de ir depurando lo que has escrito. Si por ejemplo tu destinatario es un profesor, quizá pensaste en darle un libro, una computadora portátil para sus clases, etc. De todas esas opciones tiene que quedar una sola.

Para facilitar el proceso, lo más ideal es que vayas eliminando grupos. No te enfoques directamente en dar con la opción perfecta. Antes bien, ve deshaciéndote de aquellos que consideres menos adecuados. Así te irá quedando un conjunto más pequeño del cual extraer el obsequio final.

Considera la utilidad del regalo

En este punto ya debes de tener a la mano un grupo reducido de opciones. Para extraer una tienes que pensar en la utilidad de cada regalo posible.

Diversos estudios han comprobado que las personas valoran más los obsequios que les resultan útiles. En consecuencia, piensa en cuál podría aprovechar más, y ya tendrás el regalo perfecto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *